Blog | AYDA

Lo que debes saber para la instalación de tu aire acondicionado

Tipos de aire acondicionado: ¿Cuál elegir?

Debido a que hay distintos tipos de aire acondicionado, hoy en día puedes encontrar uno ideal para cualquier espacio que te interese mantener con la temperatura que deseas. 

Los avances tecnológicos han permitido que hoy en día contemos con aires acondicionados portátiles de fácil manejo, otros que se alimentan de energía solar, así como también los populares fan coil, entre otros tipos

Pero el líder indiscutible en la familia de los sistemas de ventilación es el split, la unidad interior de forma rectangular que vemos colocada en muros de oficinas y en cada vez más casas. Su nombre se refiere precisamente a que se trata de un equipo con dos unidades separadas (split significa separado en inglés), una de las que va al interior de la vivienda y otra en el exterior. Gracias a esto el dispositivo extrae el aire desde el exterior para optimizar el ambiente dentro de la habitación.

Debido a la facilidad con que se lleva a cabo la instalación de aires acondicionados de este tipo y la efectividad que entrega al regular la temperatura de una habitación, se ha convertido en el favorito de las personas.

Si no sabes cuál escoger, ten en cuenta los metros cuadrados del espacio que quieres acondicionar y si es factible o no modificar un muro en caso de ser necesario.

Conocer el tamaño del lugar que quieres mantener con la temperatura deseada te permitirá saber qué tan potente debe ser el aire acondicionado para abarcar toda el área de interés.  

Los sistemas split, al ir instalados en la pared de la casa, no te hacen perder metros cuadrados y suelen pasar más desapercibidos. 

No olvides considerar que mientras menor sea la distancia entre la unidad exterior y la interior de tu sistema de aire acondicionado, mayor será su rendimiento. Por eso es importante conocer los BTU de tu sistema, unidad que mide la cantidad de calor que puede extraer de la habitación. 

Para saber la cantidad de BTU necesarias en una sala debemos multiplicar la longitud por el ancho y por el alto de la pieza. El resultado de este ejercicio se debe dividir en 2 y luego multiplicar nuevamente por 1000.

Cuando obtengas el resultado de la operación anterior, busca la capacidad del aire acondicionado que más se ajusta ese número, de acuerdo a la siguiente lista de unidades térmicas que suelen tener estos aparatos: 

  • 9,000 BTU
  • 12,000 BTU
  • 15,000 BTU
  • 18,000 BTU
  • 21,000 BTU
  • 24,000 BTU

Por ejemplo, si tienes una habitación de 3 metros de longitud, 3 metros de ancho y 2 metros de alto, tenemos que 3 x 3 x 2= 18. Este resultado, al dividirlo por dos, nos entrega 9 que al multiplicarlo con 1000 nos da 9000. Por lo anterior, un aire acondicionado ideal para esta empieza debe considerar 9.000 BTU como mínimo.

También vale la pena tener en cuenta que un aire acondicionado ideal debe contar con un termostato, un sistema de apagado automático, rejillas difusoras ajustables e, incluso, conexión WiFi si ya estás pensando en convertir tu casa en un Smart Home.

Preparación del espacio de tu hogar para la instalación del aire acondicionado

La elección del lugar en el que vas a dejar instalado tu aire acondicionado es uno de los aspectos fundamentales para la eficiencia de tu sistema de ventilación interior.

Debes asegurarte de que sea un espacio alejado al menos por un metro de distancia de cables de otras conexiones eléctricas y de antenas de radios, televisores, intercomunicadores u otros objetos de este tipo.

Busca un lugar donde no llegue la luz directa del sol ni esté cerca de espacios donde pueda haber fugas de gases. Indica esto al instalador, quien te asesorará al respecto si no estás seguro o segura qué lugar escoger.

No olvides que la instalación de un aire acondicionado requiere pensar también en el tubo de desagüe, el que siempre debe ir de forma descendente. Tener esto en cuenta también te ayudará a pensar en un lugar adecuado donde poner el nuevo sistema de ventilación para tu hogar.

Es importante que cuentes con los permisos necesarios para hacer este tipo de trabajos, especialmente en caso de que vivas en un edificio con espacios comunes que pueden requerir de algún tipo de intervención.

Consejos para instalar un aire acondicionado

Aunque la instalación del aire acondicionado no es una tarea demasiado compleja de realizar, esta nunca debe ser hecha por manos inexpertas. De lo contrario, te expones a errores y fallas que quizás no se evidencien de inmediato, pero que a la larga pueden generarte problemas indeseados.

Conexiones eléctricas inadecuadas, una posición incorrecta o un error en la modificación del muro donde irá tu aire acondicionado puede terminar afectando la contaminación acústica del lugar o hacer que sea más fácil la aparición de fugas de gas.

Todas estas son cosas que se pueden solucionar fácilmente si cuentas con la asesoría adecuada y manos expertas para montar tu aire de forma segura.

¿Y tú qué opinas? ¡Déjanos aquí tus comentarios!